El otro "costo" de la innovación

No innovar nos cuesta:

No disfrutar más.
No lograr ventaja competitiva; (eventualmente) no sobrevivir.
No poder ahorrar tiempo.
No dar a surgir nuevos hábitos/usos.
No crear riqueza.
No llegar a ser un campeón de la innovación 🙂

No Comments Yet.

Leave a comment